Archive for the ‘Arte’ Category

El impresionismo, Renoir y “El almuerzo de los remeros” (4 de 4)

9 julio 2009

Viene de aquí

Bibliografía

Historia 4ºESO. Ed.Santillana. 2003
Renoir. Colección Los grandes genios del arte. Biblioteca El Mundo. 2004
Freist, Peter H. Renoir. Ed. Taschen.2001
Bade, Patrick. Renoir. Colección Grandes Maestros de la Pintura Moderna. Ed. Círculo de Lectores.1992
Enciclopedia Microsoft Student 2006
Historia Universal del Arte Multimedia. Espasa
Arte moderno y contemporáneo
Arte y cartelera
Artehistoria
Cultura general
Musee d’Orsay
Musee Fournaise
Picasso Mio – Arte contemporáneo
Sistema de educación para la vida
Spanish Arts
The Phillips Collection
Ville de Chatou
Vinocata
Wikipedia

Anuncios

El impresionismo, Renoir y “El almuerzo de los remeros” (3 de 4)

5 julio 2009

Viene de aqui

El almuerzo de los remeros


Características generales:

  • Título: Le Déjeuner des Canotiers
  • Autor: Pierre-Auguste Renoir
  • Año: 1881
  • Dimensiones: 129,5 x 172,5 cm
  • Técnica: Óleo sobre lienzo
  • Estilo: Impresionista
  • Museo: The Phillips Collection, Washington

El almuerzo de los remeros

Comentario de la obra

Este cuadro es una de las últimas obras impresionistas de Renoir. Lleno de alegría y vitalidad, en él se muestra uuestra una escena de la vida cotidiana de las que tanto le gustaban al pintor, aunque combinando este tema con paisaje,  retrato y bodegón. Consigue captar totalmente la atmósfera del momento.

La escena, situada en la terraza del Restaurante Fournaise, nos muestra la tranquila sobremesa de un grupo de amigos tras una jornada de remo por el Sena.

La Maison Fournaise, en la actualidad se ha reabierto el restaurante y alberga también un museo

La Maison Fournaise, en la actualidad se ha reabierto el restaurante y alberga también un museo

Situada en el turístico pueblecito Chatou, la Maison Fournaise constituía, junto al cercano embarcadero de la Grenouillére, un lugar muy frecuentado por el grupo impresionista (no en vano a la islita del Sena donde se ubica se la llama “Ile des Impressionnistes”).

Aunque no hay ninguna documentación, probablemente Renoir realizó parte de la obra en la terraza de la Maison Fournaise. No es, en cualquier caso, una obra de arte pintada completamente al aire libre. El largo proceso de cambiar la composición y acabado de la pintura se realizó en el estudio.

Los personajes

Dominando totalmente los gestos y expresiones, Renoir pintó retratos juveniles e idealizados de sus amigos y colegas que frecuentaban la Maison Fournaise:

numeros

En el fondo y llevando un sombrero de copa vemos al adinerado Charles Ephrussi (nº 8), un coleccionista, y editor de la Gazette des Beaux-Arts, hablando con un hombre joven que lleva una chaqueta marrón más informal y gorra, que podría ser Jules Laforgue (nº 5), el poeta, crítico y secretario de Ephrussi.

En el centro aparece el actriz Ellen Andrée (nº 6) bebiendo de un vaso mientras nos dirige una melancólica mirada.

Sentado enfrente de Ellen y dándonos la espalda está el Barón Raoul Barbier (nº 4), el antiguo alcalde del Saigon colonial, divirtiendo con su conversación a la joven Alphonsine Fournaise (nº 3), la hija del propietario.

Llevan los tradicionales sombreros de paja de remero tanto ella como el personaje que se encuentra de pie a la izquierda, Alphonse Fournaise (nº 2), dueño del restaurante y que se une también a la sobremesa mezclándose con sus clientes, pero manteniéndose algo al margen.

Al fondo aparecen el artista Paul Lhote (nº 12) y el burócrata Eugène Pierre Lestringez (nº 11). Amigos íntimos de Renoir, parecen estar coqueteando con la elegantemente vestida Jeanne Samary (nº 13), famosa actriz de la “Comédie Française”.

Lhote no es el único artista representado en el “Almuerzo de los remeros”; Renoir también incluye un retrato juvenil de su amigo Gustave Caillebotte (nº 9). Pintor y mecenas del propio Renoir, está sentado a horcajadas en primer plano, junto a la actriz Angèle (nº 7) y el periodista italiano Maggiolo (nº 10). Pero a quien en realidad mira Caillebotte es a la encantadora mujer de la izquierda, Aline Charigot (nº 1), la futura mujer de Renoir, que está jugando cariñosamente con el perrito. En su retrato se aprecia perfectamente el afecto que le tenía Renoir.

El estilo

Cuadro resumen del estilo (clic para ampliar)

Cuadro resumen del estilo (clic para ampliar)

La obra está resuelta en un momento de plena madurez pictórica y es de una gran envergadura por la gran cantidad de personajes que aparecen en el cuadro, siendo muchos de ellos auténticos retratos. Esto unido al juego con la luz, la disposición de las figuras en la escena y la sensación de vida que se respira en el conjunto hacen de esta obra una de las más atractivas del pintor.

Las figuras presentan en general un gran detalle mientras que el paisaje del fondo está más abocetado. Se sitúan bajo un toldo que evita la entrada de la luz solar, provocando sombras coloreadas típicas del Impresionismo. Tras el toldo, en la parte superior izquierda, se aprecian los contornos del puente del ferrocarril que, construido tras la revolución industrial, permitía a los parisinos realizar escapadas los fines de semana a tranquilos parajes como el del cuadro.

Detalle del bodegón

Detalle del bodegón

Como los remeros y sus compañeras acaban de comer, sobre el mantel se reconocen un magnífico bodegón con los restos de la comida: botellas, frutas, platos, copas…, demostrando el pintor su facilidad para este género.

Gracias a los contrastes y armonías con colores complementarios, se consigue una gran luminosidad. Por ejemplo, se observan contrastes entre violeta y amarillo: vemos vestidos amarillos cuyas sombras son violetas y también vestidos azules que ganan luminosidad gracias a que sus luces son violetas y cerca hay un sombrero o una camisa amarilla.

Alfonsine Fournaise

Alfonsine Fournaise

El fondo es mayoritariamente verde y por eso tiene muy cerca un toldo rojo (complemento del verde), con muchos matices a otros colores cálidos, produciendo una luminosidad fantástica.

Podemos apreciar también las influencias de los colores entre elementos cercanos perfectamente pintadas por Renoir, como en el caso del sombrero de paja del señor Fournaise, su copa está roja influenciada por el toldo. Así mismo, el mantel en la esquina derecha de la mesa tiene todos los colores de lo que tiene cerca: el pantalón, la silla y la mano del personaje sentado.

La composición resuelta por grupos de triángulos reafirma la tranquilidad y serenidad que Renoir sabía transmitir en sus obras.

Linealmente hablando, se combinan las rectas del toldo, sus varillas de soporte y la barandilla, con las curvas de las figuras, tonel, sombreros, etc. consiguiendo un gran equilibrio.

Aline Charigot

Aline Charigot

En resumen, es una obra muy equilibrada tanto desde el punto de vista cromático como compositivo, con una gran luminosidad del color. Es una de las obras más importantes de Renoir, una verdadera obra maestra del Impresionismo y de la pintura en general.

Del estudio de Renoir a la colección Phillips

Collección Phillips

Collección Phillips

En 1881, poco después de que Renoir completara el cuadro, fue adquirido por Paul Durand-Ruel, un marchante de arte que jugó un importante papel promoviendo la carrera de Renoir y de sus compañeros impresionistas. Lo incluyó en la séptima exposición impresionista en marzo de 1882, siendo la obra bastante bien recibida por la crítica. Hasta 1923 permaneció en la colección privada de la familia de Durand-Ruel. En ese año fue comprada por el americano Duncan Phillips, que pagó por ella 125.000$, lo máximo que se había pagado hasta ese momento por un Renoir. Desde entonces se conserva en la Colección Phillips de Washington, el primer museo de arte moderno abierto en EEUU y que también contiene obras de otros grandes pintores como Van Gogh, Monet, Degas, Cézanne, Braque, Picasso, Matisse, Klee o Mondrian.

Sigue aquí

El impresionismo, Renoir y “El almuerzo de los remeros” (2 de 4)

5 julio 2009

Viene de aquí.

Pierre – Auguste Renoir

(1841-1919)

Pintor impresionista francés, está considerado como uno de los más grandes artistas de su época. Destaca su estilo sencillo, la armonía de sus líneas, la brillantez del color y el encanto íntimo de sus obras. Como buen impresionista, domina la composición y los efectos luminosos.

Renoir representaba siempre los aspectos más agradables de la vida, exaltando la belleza y el placer. A diferencia de otros impresionistas, se interesó más por la representación de la figura humana que por los paisajes, realizando una gran cantidad de retratos y escenas costumbristas, además de numerosos desnudos femeninos, de gran encanto y sensualidad. Naturalezas muertas, escenas mitológicas y paisajes también tienen cabida en su gran producción  (más de seis mil obras).  Pintó siempre por placer, un placer que se transmite al contemplar su obra.

Baile del Moulin de la Gallette. 1876

Baile del Moulin de la Gallette. 1876

Algunos datos biográficos

Renoir nació en Limoges en el 25 de febrero de 1841 en el seno de una familia humilde, aunque se trasladó a París poco después.

En su juventud trabajó como decorador de porcelana, de abanicos, y otros oficios similares hasta que con veinte años decidió dedicarse más en serio a la pintura, ingresando en la Escuela de Bellas Artes y trabajando como aprendiz en el taller del suizo Charles Gleyre, donde conoció a Monet, Sisley y Bazille.

En la década de 1860 su producción fue constante y muchas de sus obras, como Lise con sombrilla y Odalisca, fueron expuestas en el Salón, la gran exposición anual, pero carecían de una unidad estilística.

Es por esa época cuando da los primeros pasos hacia el impresionismo, pintando cuadros en los que se aprecia la disolución de la pincelada y de los contornos y la espontaneidad característica de este estilo.

Estudio; torso, efecto de sol. 1875

Estudio; torso, efecto de sol. 1875

El período plenamente impresionista de Renoir dura entre 1870 y 1883, realizando cuadros como El palco, El columpio, Baile del Moulin de la Gallette y El almuerzo de los remeros.

Su pintura y la de sus compañeros impresionistas no fue entendida, recibiendo grandes criticas, por ejemplo de su Estudio; torso, efecto de sol dijeron que era “un amasijo de carne en descomposición con manchas verdes y violáceas que denotan el estado de completa putrefacción de un cadáver”. En medio de tanto malestar, sobrevivió gracias al apoyo de algunos marchantes y coleccionistas como Durand-Ruel y Victor Choquet.

Los paraguas. 1883

Los paraguas. 1883

Pero Renoir no está satisfecho con su estilo y entre 1884 y 1890 desarrolla el llamado “periodo seco”. Ya no pinta al aire libre, dibuja contornos más precisos y los colores se vuelven más fríos. Los desnudos se convierten en su principal motivo pictórico. De esta etapa destacan Los paraguas y Las grandes bañistas.

En 1890 se casa con Aline Charigot, con quien tendrá tres hijos. Por esas fechas vuelve a cambiar de estilo, iniciando un lento desarrollo que abarca los treinta años siguientes. La técnica se hace otra vez más suave y aunque los contornos no están delimitados con tanta nitidez, están firmemente indicados. Realiza obras como Bañista peinándose y Muchachas ante el piano. Para entonces Renoir ya era célebre, había alcanzado una buena posición económica y sus cuadros estaban cada vez más cotizados.

Muchachas ante el piano. 1892

Muchachas ante el piano. 1892

En la última etapa de su vida tiene graves problemas de salud. Sufre crisis de reumatismo y a partir de 1910 sólo puede desplazarse en silla de ruedas. Con las manos completamente deformadas, es incapaz de asir el pincel y hace que se lo aten para poder seguir pintando. De esta época es Las bañistas.

Finalmente, muere en Cagnes-sur-Mer el 3 de diciembre de 1919, cuando pintaba un ramillete de anémonas.

Las bañistas. 1918

Las bañistas. 1918

Sigue aquí

El impresionismo, Renoir y “El almuerzo de los remeros” (1 de 4)

3 julio 2009

Aprovechando que tengo unos días de descanso hasta el próximo examen, he estado reordenando mis archivos. Y me he encontrado con un trabajo que hice en 4º de la ESO sobre el Impresionismo, concretamente sobre un cuadro de Renoir llamado El almuerzo de los Remeros. En su momento le dediqué muchas horas, quizá demasiadas. De hecho, cuando estaba a mitad me enteré que bastaba con dos folios, y yo lo estaba proyectando para quince. Acabé muy satisfecho con el resultado final y por eso he decidido colgarlo, aunque su temática tenga poco que ver con la de este blog. El trabajo lo entregé escrito a mano, pero he encontrado el borrador a máquina inicial, que comparto con vosotros. No he tocado nada, salvo añadir algún enlace a la Wikipedia. Quién sabe, a lo mejor le sirve a algun estudiante para hacer un trabajo.

Sigue el esquema Estilo-Autor-Obra. Empecemos hablando del Impresionismo.


Características generales del Impresionismo

  • Movimiento pictórico surgido en Francia y que es considerado como el punto de partida del arte contemporáneo.
  • Comienza en la década de 1860, aunque Goya ya se adelantó a él a principios de siglo. Su mayor desarrollo llega entre 1870 y 1890.
  • Surge como una reacción ante el Realismo, con la invención de la fotografía ya no era necesario representar la realidad con fidelidad.
  • Representantes: Manet, Degas, Monet, Renoir, Pisarro y Sisley. Evoluciona con Van Gogh, Gauguin y Cézanne para dar lugar al Postimpresionismo.
  • Su revolucionaria pintura no fue entendida y fueron duramente criticados en un principio.
  • El término impresionismo surge de un comentario sarcástico del crítico Louis Leroy sobre la pintura de Monet Impresión, sol naciente:

Al contemplar la obra pensé que mis anteojos estaban sucios [..] el cuadro no tenía ni derecho ni revés […] ¡Impresión!, desde luego que produce impresión.

El término gustó y fue rápidamente adoptado por todos.

Monet 1872 Impresion, sol naciente

Impresion, sol naciente. Claude Monet, 1872

Estilo:

  • Se le da una gran importancia al estudio de la luz y el color.
  • EL estudio del pintor se traslada al aire libre para representar la luz fugaz y el rápido cambio de colores.
  • La pincelada es larga y suelta, cargada de materia pictórica, ya que se busca una pintura espontánea y directa.
  • Lo realmente importante es la incidencia de la luz sobre los objetos, no la exacta representación de las formas, por lo que no se muestran detalles minuciosos y los contornos no están determinados.

La clase de Danza. Edgar Degas, 1874

La clase de danza. Edgar Degas, 1874

  • La paleta utilizada es bastante reducida.
  • Apuestan por el color puro, sin mezclarlo previamente en la paleta, para obtener coloraciones luminosas, limpias y trasparentes.
  • Se utilizan contrastes entre los colores primarios (cian, magenta y amarillo) y sus complementarios (naranja, verde y violeta) que aumentan la luminosidad.
  • Eliminan de su paleta el color negro, ya que observan que las sombras nunca son negras, sino coloreadas. De hecho, Renoir decía que la técnica nació por faltarles el negro y sustituirlo por el color azul.
  • Al igual, el blanco puro no existe, sino que la luz lo carga de matices innumerables.
  • La perspectiva pierde importancia.
  • El paisaje, tanto rural como urbano, es el tema principal. Es frecuente la representación del agua, la nieve y el hielo. Tienen interés por plasmar los efectos cambiantes de la luz (Monet pinta más de cuarenta telas de la Catedral de Ruán a diferentes horas del día). La aparición de la figura es menos frecuente, siendo un pretexto para representar el paisaje.
  • También se representan muchas escenas de la vida cotidiana, como el tema central del trabajo: El almuerzo de los remeros y nuevos lugares como bulevares, calles trepidantes, estaciones, carreras de caballos…
  • Además, se siguen realizando bodegones y retratos.
Los tejados rojos. Camille Pisarro, 1877

Los tejados rojos. Camille Pisarro, 1877

Sigue aquí.

Barcelona, la Sagrada Familia y alguna curiosidad matemática

23 mayo 2009

Hoy vamos a hablar un poquito de Barcelona, ciudad en la que no había estado hasta la Semana Santa pasada. Ante todo quiero dar las gracias a David, que nos acogió cuando nos autoinvitamos a su casa, y a Sergio, que tomó las fotos que ilustran el post.

Sobre todo voy a comentar algunos detalles arquitectónicos-fisicos-matemáticos, que es lo de lo que más se aprende cuando se hace un viaje con un arquitécto y un matemático+físico en potencia.

Me ha costado muchísimo seleccionar las fotos. En parte, porque hay muchas cosas que enseñar y en parte porque Sergio echaría unas 600. La mayoría son de la Sagrada Familia, que me encantó.

Antoni Gaudí i Cornet era un genio. Uno lo empieza a apreciar cuando visita el Parque Güell, el parque más original que he visto nunca. Como muestra, en la foto podeis ver su pasadizo Matrix.

Parque Guell

La sensación se confirma cuando se llega a la Sagrada Familia. Ya es impresionante hoy día, y aún queda una parte muy importante por construir (las torres más altas, por ejemplo).

Sus obras están llenas de curioso detalles matemáticos. Podeís leer la historia de porqué el techo de la cripta tiene forma de patata frita (en lenguaje matemático, de paraboloide hiperbólico) en Curioso Pero Inútil.

Ésta es la fachada de la Pasión. Sus torres no tienen sección circular, sino elíptica.

Fachada de la Pasión

En esta misma fachada aparece otro detalle matemático interesante, aunque no es original de Gaudí sino que lo añadió un arquitecto posterior. Se trata de un cuadrado mágico en el que 33 (la edad de Cristo) es la suma de las filas, columnas, diagonales y hasta 310 combinaciones de 4 números. (La foto es la única del post que no tomó Sergio)

Cuadrado Mágico

De la nave central me llamaron la atención las columnas. Podéis observar como empiezan con una base poligonal y conforme van ganando altura aparecen más vértices hasta acabar en una circunferencia. Sergio me explicó la razón de esto, pero no consigo acuerdo (¡ayuda!).

Interior

La otra fachada que está acabada es la del Nacimiento, bastante más antigua que la de la Pasión aunque Gaudí tampoco llegó a verla terminada. Sin embargo, se aprecia perfectamente su huella.

Fachada del Nacimiento

Aunque hay que pagar más (cómo no) y esperar un ratillo de cola, merece la pena subir a las torres. Nosotros estuvimos en las de la fachada del Nacimiento (las de la foto anterior) y desde allí se puede apreciar uno de los detalles que más me llamó la atención: los vértices en forma de frutas.

Frutales

Eso sí que es ser original. Me encantaron también las maquetas invertidas que ideó Gaudí, colgando saquitos de perdigones de peso proporcional al que deberían soportar los arcos, de manera que al girarla se obtuviera la forma de la estructura.

Maqueta Gaudi

Pero Barcelona es mucho más que la Sagrada Familia. Por ejemplo, ¿no os suena haber leído esta foto en alguna parte?

La Catedral del Mar

Se trata de la iglesia de Santa María del Mar, alrededor de la cual gira la historia de La Catedral del Mar, libro que os aconsejo leer, si no lo habéis hecho todavía (salvo que tampoco hayais leído Los Pilares de la Tierra, en cuyo caso debéis olvidaros del otro y leer éste inmediatamente, a ver si un día le dedico un post, es un libro totalmente imprescindible).

También nos dio tiempo a darnos una vuelta por el Mercat de la Boquería. Cualquier tipo de comida imaginable estaba allí.

La Boqueria

Por cierto, no puedo dejar de hacer referencia a la omnipresente ruta del Modernismo. Según pudimos apreciar, todo lugar medianamente interesante de Barcelona pertenece a esta ruta, tenga algo de modernista o no. Da igual que estés ante una catedral del siglo XIV: habrá una placa marcando la ruta del Modernismo justo delante.

Omnipresente Ruta del Modernismo

También tuvimos ocasión de subir tanto a Montjuic como al Tibidabo. Este último recuerda en todo momento la Barcelona retratada por Carlos Ruíz Zafón en La sombra del viento.

Para terminar, una preciosa vista desde allí:

Tibidabo

Parece Dalí, pero es Vladimir Kush

8 febrero 2009

No entiendo mucho de pintura, pero Salvador Dalí me encanta. Hace un tiempo me llegaron estas imágenes por correo electrónico:

Actualización importante: Me apunta Maruh (¡gracias!) en los comentarios que realmente no son de Dalí, sino de un pintor ruso llamado Vladimir Kush. Hay muchas más obras en su web, que recomiendo visitar.

Impresionante.