El post que debía haber escrito el 20 de julio

Aldrin

El pasado 20 de julio fue el aniversario de dos importantes hechos. El primero de ellos, al que quería haber dedicado un post en su momento, es la llegada del hombre (concretamente de Armstrong, Aldrin y Collins) a la Luna, hace 40 años. Lo que más me impresiona de este gran viaje es la escasez de medios tecnológicos con la que fue llevado a cabo, en comparación con lo que podemos disfrutar hoy día:

Sistema de navegación del Apolo

Capacidad del procesador: 2 MHz
Memoria RAM: 0.0039 MB

Iphone 3GS

Capacidad del procesador: 600 MHz
Memoria RAM: 512 MB

(extraido de este fantástico video de lainformacion.com)

A lo que hay que añadir:

Se ha puesto de moda denigrar los ordenadores del pasado con frases como «volamos a la Luna con menos potencia de cálculo de la que tengo en mi reloj» o «¿puedes creer que todo el programa Apolo cabía en solo 36K de memoria?» De todos modos, centrarse sólo en el tamaño de la memoria o la velocidad del ordenador deja completamente de lado los logros de ingeniería del ordenador del Apolo. Porque, ¿quién de nosotros se jugaría la vida a que nuestros ordenadores de sobremesa, con toda su velocidad, precisión, y memoria, podrían funcionar dos semanas seguidas sin un sólo fallo? El transbordador espacial vuela con cinco ordenadores redundantes. Cualquier avión de pasajeros con tecnología digital tiene un mínimo de tres. Apolo sólo tenía uno. Nunca falló en vuelo.

Digital Apollo: Human and Machine in Spaceflight, de David Mindell.
Vía Microsiervos

Ya que estamos, quiero aclarar algunas cosas a los que todavía piensan que el viaje es un fraude y/o que las imágenes son fruto de un acuerdo de la NASA con Stanley Kubrick:

– No hemos vuelto a ir a la Luna porque no sirve absolutamente para nada, y en cambio supone un grandísimo desembolso. Lo confirman importantes fuentes como Manuel Toharia (director del Museo de la Ciencia Príncipe Felipe de Valencia) y mi amigo Juanra, que de esto sabe un rato.

– En la imagen que he puesto anteriormente, al igual que en las demás tomadas desde la Luna, no se ven las estrellas porque el tiempo de exposición con el que fueron tomadas es muy pequeño. Está perfectamente explicado en ¿Por qué no se ven estrellas en las fotos tomadas por los astronautas desde la luna?

– Efectivamente, la bandera de la foto no podría ondear en la Luna. Se mantiene derecha porque cuelga de una varilla horizontal colocada en el extremo superior del mástil.

.

.

Ah, se me olvidaba el segundo hecho importante: el 20 de julio es mi cumpleaños ;-)

Etiquetas: , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: